sábado, 5 de diciembre de 2009

Día anti-Berlusconi

Gran parte de Italia está demasiado cansada de Berlusconi. Y con ella, gran parte de Europa. Siempre he manifestado mi odio hacia el señor Silvio, acrecentado tras mi Erasmus en Bologna, comprobando que el que Berlusconi esté donde está no es tan descabellado después de conocer el país y sus gentes.
Pero más allá de hacer una crítica a Berlusconi, quiero hacer también una crítica a parte de la crítica que se le hace. Porque, ante todo, Berlusconi es conocido por sus escándalos, sus fiestas privadas con prostitutas y enanos, las cornamentas puestas a su mujer, su comportamiento poco acorde con la situación a tratar y sus frases inoportunas. Sin embargo, digo yo, ¿qué necesidad hay de darle vueltas a todo ésto, especialmente a los dos primeros puntos? ¿Acaso no puede él hacer en su vida privada lo que quiera? Es más, ¿no hay razones de mucho mayor peso para crucificarle? Por ejemplo, que se haya liado con una jovencita de 17 años a mi me la trae al pairo; tal vez esté mal por eso de engañar a su mujer, pero por el hecho en sí, creo que en su momento se armó un escándalo innecesario. ¿Acaso su política no es lo suficientemente denigrante? ¿No es acaso su sistema político corrupto el mal verdadero? Dejémonos de meter en chorradas y vayamos a lo que importa. Yo apoyo este día contra Berlusconi, porque se merce un varapalo. El mundo, y especialmente Italia, necesita abrir los ojos y ver qué coño está pasando. Porque hay muchos berlusconis en todas partes. Y yo no quiero eso. Ya lo dice mi camiseta: "Io non ho votato Berlusconi"

1 comentario:

  1. Bueno, sí, tienes razón, pero el tema es q el tío es antidiscreto, y a un primer minsitro se le exige saber estar y discreción ante todo. Nuestro muy loado señor Rey Juan Carlos tb se ha liado con mil y una señoras, pero acaso tú sabes cuántas, o dónde o cómo lo ha hecho? Del sr. Berlusconi sí lo sabemos, pq forma parte de su juego con la opinión pública y de declaraciones fuera de lugar.

    Pero sí, el verdadero problema es la corrupción y el mafiosismo de su gobierno. Pero eso no es tan fácil de ver, y menos dentro de italia con todos los medios de comunicación y la justicia en sus manos.

    ResponderEliminar